viernes, 6 de abril de 2012

SEGUROS AGRICOLAS

SEGUROS AGRÍCOLAS


Las ofertas en cobertura para los riesgos del agro

Frente a las pérdidas que puede provocar la naturaleza en los cultivos en la actualidad, los productores tienen un amplio menú de opciones para proteger la inversión. Si bien el fantasma de un siniestro nunca se aleja del campo, la elección por un seguro multirriesgo o contra granizo permite planificar con más tranquilidad el desarrollo de la campaña. El objetivo de esta nota es efectuar una primera aproximación a las propuesta de las campañas aseguradoras, que continuará y se ampliará en la próximas ediciones.

Cada vez que el clima castiga a los cultivos, el productor acusa al hielo de vengarse injustamente, y de destruir las esperanzas depositadas sobre la tierra.

También intenta aunque de manera infructuosa buscar alguna excusa que le sirve de consuelo o que explique el porqué del daño. Sin embargo, en pocas oportunidades se detiene a reflexionar sobre como podría haber evitado que los caprichos de la naturaleza acaben con su inversión.

Frente a la verdad prácticamente irrefutable de que le tiempo está más loco que nunca, los minutos en que el productor no dedica a pensar en como disminuir los riesgos de su campaña agrícola son las horas de angustia que después le provoca alguna travesura de la naturaleza. Son billetes que se pierden y que nunca regresaran a su bolsillo si antes no desarrolló una estrategia de cobertura climática.

En la actualidad en la Argentina existe una cantidad de compañías de seguros que le ofrecen la posibilidad al productor de reducir el impacto de las locuras del clima, la brindan la oportunidad de no vivir al borde del divorcio con quien debería ser su mejor aliado.

Más allá de que el producto que comercializa cada firma difiere en aspectos tales como la determinación del tipo de unidad asegurable o la superficie mínima por cubrir, la opinión de los expertos en siniestros agrícolas muestra la relevancia que campaña tras campaña, están adquiriendo los seguros climáticos multirriesgo.

Recuperar la inversión

"Debido a que en la actualidad la pérdida de una cosecha puede ser algo mortal, ningún agricultor puede darse el lujo de trabajar sin un multirriesgo. Frente a un daño, el productor debe recuperar parte de lo invertido", explicó Carlos Manzi, responsable de las coberturas para el agro de Provincia Seguros S.A.

Carlos Hoffmann, gerente de seguros de Sancor Seguros, coincidió con Manzi, ya que consideró que además de ser eficiente en la conducción de su explotación, es imprescindible que el productor cubra a sus cultivos de potenciales riesgos climáticos.

"Si el hombre de campo quiere ser eficaz en el manejo de su empresa agropecuaria, es indispensable que tome conciencia de que los seguros son herramientas que permiten proteger la inversión", expresó Hoffmann.

"Los productores que quieren crecer y desarrollar un emprendimiento en gran escala, deben ver en los seguros la posibilidad de manejar los diversos riesgos de la producción", agregó Andrés Laurlund, jefe de riesgos agrícolas de la compañía Mercantil Andina S.A.

Aunque el objetivo principal de coberturas es garantizarle al productor que, ante una catástrofe climática, estará en condiciones de recuperar el dinero de la naturaleza le arrancó de su tierra, también pretenden alcanzar otra meta: ofrecerle la oportunidad de que pueda recomponer sin mayores gastos y dificultades, su esquema productivo.

A continuación se ofrece una síntesis de los productos ofrecidos por las principales compañías que operan en le mercado, como para disponer de una guía para comenzar la elección.

Las ofertas en multirriesgo

Si usted es productor que ya eligió la opción de cubrir los potenciales riesgos climáticos de la próxima campaña y no sabe cuales son las ofertas de seguros multirriego que existen en le mercado, no puede dejar de tener en cuenta el siguiente menú de alternativas que comercializa la mayoría de las firmas relacionadas con las actividades del campo.

El multirriesgo climático de la empresa Mercantil Andina S.A., que protege los cultivos de trigo, soja, girasol, soja y maní, cubre los daños ocasionados por los vientos fuertes, heladas, granizo, lluvias en exceso, inundaciones imprevistas y sequías, y abarca zonas de provincia de Buenos Aires, Entre Ríos, La Pampa, Santa Fe y Córdoba.

La firma considera como unidad asegurada el lote individual, entiende que la superficie mínima por amparar tiene que tener un piso de 50 hectáreas e inicia la cobertura en el estadio del cultivo logrado. Además, mediante una una verificación previa que realiza un ingeniero agrónomo de la compañía, utiliza los rendimientos individuales de cada lote y no los que fueron determinados históricamente para cada partido.

"La intención de nuestro producto es garantizarle al hombre de campo que no pierda su inversión y asegurar el rendimiento potencial", puntualizó Andrés Laurlund, de Mercantil Andina S.A.

El profesional destacó que "el elemento que diferencia a esta empresa como unidad de riesgo el lote y no el establecimiento o el cultivo". Según Laurlund, el beneficio para el productor que accede a esta modalidad es recibir una indemnización acorde con el daño de cada parcela.

En cuanto al nivel de cobertura, el que ofrece la aseguradora depende de la zona de cultivo, puede alcanzar el 70 % del rendimiento potencial. Asimismo, la empresa, tiene aseguradas 80.000 hectáreas en multirriesgo y 350.000 en granizo, indemniza netos de gastos de cosecha y comercialización y comienza a efectivizar el pago cuando el monto total producido es menor a invertido.

El producto que comercializa Sancor Seguros, que se denomina A Cielo abierto, fue presentado por Carlos Hoffmann, gerentes de Seguros Agropecuarios de la firma, como "la única cobertura todo riesgo existente en el mercado, ya que para concretar la indemnización no se interesa por el riego que provocó la merma de rendimiento, sino que solo requiere que se haya producido una disminución".

Según el especialista, la compañía, que en multirriesgo tiene aseguradas unas 600.000 hectáreas y en granizo otras 600.000, inicia su cobertura del cultivo en las 48 horas posteriores al ingreso de la solicitid del productor.

Sancor Seguros protege la siembra del trigo, maíz, girasol, soja, sorgo y algodón, vende su multirrieso a las provincias de Santa Fe, Buenos Aires, La Pampa, Santiago del Estero y Chaco y considera como superficie mínima asegurable a los campos que tienen 300 hectáreas con un determinado tipo de cultivo.

Además, "se pueden cubrir los rendimientos que oscilan entre un 60 % y un 90% de los rindes históricos del partido-departamento donde está ubicado el cultivo asegurado y las primas varían de acuerdo al nivel de cobertura que se elija".

"Como compañía, nuestra ventaja comparativa es que somos proactivos, es decir, podemos hacer trajes a medida para las distintas necesidades de cada productor según su tipo de cultivo y zona. Además, fuimos unas de las primeras firmas que ofrecieron seguros adicionales de vientos y heladas para el seguro contra el granizo", agregó el gerente.

"La idea de nuestro multirriesgo, que es comercializado mediante el nombre Plan Fértil, es que el productor nunca quede al margen del circuito de la producción, ya que le damos la oportunidad de que pueda devolver el crédito que solicitó para realizar la inversión", sentenció Carlos Manzi, que se desempeña como responsable de riesgos agrícolas de provincia seguros S.A.

Según Manzi, la firma le brinda los siguientes beneficios al agricultor: una tasa única del 3 % donde solo varía el rendimiento utilizado, emplear la tarjeta ProCampo para pagar y obtener una rebaja del 10 % en las líneas de crédito.

El Plan Fértil de Provincia Seguros S.A. está disponible para Buenos Aires y algunas regiones de La Pampa, Córdoba y el sur de Santa Fe -hasta Rosario-, cubre a los cultivos de trigo, girasol, maíz y soja de primera contar las sequías, inundaciones lluvias en exceso, vuelco por vientos fuertes, granizo, heladas y altas temperaturas, y considera como unidad aseguradora el promedio de todos los lotes de la misma especie que tiene el campo.

"Queremos garantizarle al productor un mínimo de quintales para todos sus cultivos, también le indemnizamos la diferencia entre el resultado de la cosecha y la inversión inicial y le respetamos el precio pactado. Si aseguró su grano a por ejemplo 12 dólares el quintal y después cayó a ( nosotros le vamos a pegar por el valor contratado", aseguró Manzi.

La compañía que actualmente protege 500.000 hectáreas en multirriesgo no establece ningún piso de superficie mínima asegurable, ampara al cultivo desde el momento en que la planta tiene 10 centímetros y calcula los rendimientos utilizados sobre la base de aproximadamente, el 50 % de las estadísticas zonales. El nivel de cobertura que ofrece es del 100 %.

"En cuanto a las indemnizaciones nuestra empresa las concreta dentro de los 15 o 20 posteriores al siniestro. de todos modos en mechas oportunidades tenemos que esperar hasta el momento de la cosecha para determinar cual fue el daño", admitió.

Juan José Casado, responsable del departamento agrícola de La Buenos aires, una firma que en la última campaña aseguró 1.000.000 de hectáreas destacó que, año tras año, el multirriesgo está creando buenas expectativas entre los productores.

"Nuestro producto, Quintal, se comercializa en Buenos Aires, sudeste de Córdoba, sur de Entre Ríos, Chaco, sur de Santa fe, noroeste de La Pampa, Salta y norte de Tucumán y comprende los daños que provocan las inundaciones, lluvias en exceso, granizo, nevadas, incendios por rayo, heladas y falta de piso", expresó el especialista de la firma.

Casado también explicó que Quintal cubre los cultivos de trigo, girasol, soja de primera y de segunda, algodón, maní y poroto, y que tiene una prima que varía de acuerdo con el posible siniestro, es decir, la empresa analiza cada negocio y le pone un precio al riesgo latente.

La superficie mínima por cubrir que considera la compañía está determinada según cada provincia en particular y los rendimientos utilizados son los que publica la SAGPyA.

"Ofrecemos garantía de rendimiento y cubrimos los costos de implantación, además le damos al chacarero la posibilidad de que su superficie mínima sea la de toda su campaña y no la del cultivo", enfatizó el especialista de la firma que "protege el 100% de la inversión e indemniza al mes de finalizada la cosecha".

La Segunda también está presente en el mercado de multirriesgos. Al campo Argentino, el nombre de su producto, abarca las provincias de Córdoba, Buenos Aires, Chaco, Entre Ríos, La Pampa, San Luis, Santa Fe, Santiago del Estero, Salta y Tucumán y cubre los riesgos por granizo, incendio, inundaciones, sequías, vientos, heladas, falta de piso, tornado, vendaval, lluvias en exceso, insectos, plagas, enfermedades. Los cultivos que protege son trigo, cebada, girasol, maíz, soja, sorgo, y algodón, contempla como unidad aseguradora los lotes que un productor sembró en la misma fecha, con identica especie y variedad, e indemniza cuando el rendimiento de los lotes asegurados comienza a registrar una merma que se ubica por debajo de la referencia garantizada.

"Aunque no planteamos superficies mínimas si establecemos primas que producen el mismo efecto que producir limitantes en la superficie. En general, no hemos asegurado lotes menores a 5 hectáreas", explicó Guillermo Rotger, del departamento comercial de riesgos agrícolas de la firma.

Más allá de los requerimientos que utiliza La Segunda son los que establece la SAGPyA, Rotger, sostuvo que la empresa también aplica su propio criterio, "porque el objetivo es garantizarle al productor la recuperación de los rendimientos básicos". Siguiendo esas pautas el nivel de cobertura que brinda la compañía surge de un mapa de riesgo según cada tipo de cultivo. Por ejemplo, mientras que en los partidos de Necochea y Tres Arroyos el rendimiento de referencia del trigo es de 18qq/ha, en pergamino y Marcos Juárez se considera desde los 15qq/ha.

"No excluimos ningún criterio climático y biológico , contemplamos el incendio en casos de la caída de un rayo, por ejemplo, tenemos 350.000 hectáreas aseguradas damos la posibilidad de que le productor no abandone su esquema productivo", remarcó Rotger.

La carpeta de presentación que la Federación Patronal preparó para el productor dice FePagro, su multirriesgo climático, comprende las provincias de Santa Fe, Buenos Aires y Entre Ríos, que cubre a los cultivos de trigo, girasol, soja, maíz y sorgo frente a lluvias en exceso, incendios por causas naturales, sequías, inundaciones y heladas, y que contempla como unidad aseguradora a cada uno de los lotes.

Además, Miguel Argüero, del departamento de riesgos agrícolas de la firma, subrayó que FePagro no exige un mínimo de superficie para proteger y que no utiliza rendimientos preestablecidos para los diversos cultivos y zonas. Sí otorga, en cambio, una garantía según el rendimiento probable del cultivo y que cubre el 50 % del potencial de lo sembrado.

"La liquidación del siniestro se realiza mediante una inspección al cultivo deteriorado, para determinar cual fue la merma en el rendimiento. Por ejemplo, si tenía una garantía por 20 quintales y solo cosecha 5, le indemnizamos por 15 quintales", explicó Argüero.

La vigencia de la historia

Los seguros contra granizo tienen más de 100 años de vigencia en el Mercado y fueron antecesores de los multirriesgos que aparecieron en los primeros años de la última década.

Guillermo Thomas, gerente general de La Dulce, Cooperativa de Seguros Limitada, destacó que el objetivo del producto de esta firma, que también incluye adicional de incendió es "cubrir al productor del sudeste de Buenos Aires contra el flagelo más frecuente de esa zona". El directivo expresó que la empresa, que solo contrata en quintales, tiene cubiertas entre 250.000 y 350.000 hectáreas, considera a la hectárea como la unidad protegida, no exige una determinada superficie para amparar y tampoco utiliza los rendimientos, porque solo establece topes mínimos y máximos asegurables.

Por ejemplo, en cosecha fina los extremos varían entre 800 y 4000 kilos, en maíz, de 2000 a 10.000 kilos, en soja, de 700 kilos a 3500 y en girasol, entre 600 kilos de mínimo y 3000 de máximo.

"En nuestro producto tenemos una franquicia decreciente en escalas del 10, 20, 30 y 40% y la indemnización se dispara, en casos de siniestros importantes dentro de los 15 días de efectuada la tasación", puntualizó Thomas.

También expresó que la firma se encuentra tramitando adicionales de viento y heladas en granizo y un seguro multirriesgo.

Provincia Seguros cubre contra el granizo a los cultivos de trigo, girasol, maíz, soja de primera y de segunda, alpiste, lino, arroz, avena, centeno, cebada y sorgo, otorga una protección extra, sin costo adicional, contra incendio y paga el 100% cuando el daño es superior al 80%.

Además de que este producto se comercializa en Buenos Aires, entre Ríos, Santa Fe y en algunos departamentos de la provincia de Córdoba, para las especies de cosecha gruesa posee una cláusula de resiembra en un 20% de la suma aseguradora.

El tipo de coberturas que Mercantil Andina S.A. brinda en granizo se clasifica en: tradicional, que tiene una contradicción contra incendio sin costo adicional e indemniza cuando el daño es mayor que el 6% del monto protegido; con franquicia, donde el pago se concreta en casos de pérdidas superiores al 30% de la suma asegurada y con deducible decreciente, que funciona según una escala relacionada con la tasación del riesgo.

La cuarta posibilidad que comercializa la empresa comprende una cobertura integral de graniza, heladas y vientos fuertes para los cultivos de trigo, maíz y girasol.

De todos los modos la compañía le paga ala productor cuando la pérdida está por encima del 15% en granizo y del 30% en vientos fuertes y heladas.

Gustavo Ferreira, del departamento Agropecuario de Lua Seguros La Porteña S.A. afirma que la compañía ofrece seguros contra granizo más adicionales, integral agropecuario y para feed lot, que cubren 650.000 hectáreas. Protege a los cultivos de soja, maíz, girasol, sorgo, cereales de invierno, lenteja, arveja, colza y algodón en las provincias de Buenos Aires, Santa fe, Entre Ríos, parte de Córdoba y de La Pampa, Chaco, Santiago del Estero.

Mutual Dan es una compañía aseguradora sin fines de lucro que opera principalmente en la provincia de Buenos Aires (partidos de Tres Arroyos, Adolfo González Chávez, Benito Juárez, Coronel Dorrego, Coronel Pringles, Laprida, Lobería, Necochea, San Cayetano y Tandil). Cubre los cultivos de trigo, cebada, avena, centeno, alpiste, lino, girasol, soja y maíz contra granizo, sin exigir una superficie mínima por asegurar.

El seguro puede concretarse a partir de la encañazón del trigo, del estado de cuatro hojas en girasol y de la séptima hoja expandida en maíz.

Más allá de todas las alternativas que en la actualidad el productor puede tener en multirriesgo y en granizo, hay una certeza que de ahora en más no debería olvidar: la distancia entre maldecir los destrozos del clima y al angustia no se mide con palabras que se pronuncian, se calcula según el dinero que se perdió.

Características de los seguros agrícolas ofrecidos por las principales compañías

Cías aseguradoras

Sancor Seguros

La Segunda

Mercantil Andina

Nombre Comercial del producto

"A cielo abierto"

"A campo Argentino"

"Multirriesgo climático"

Nombre Técnico

Multirriesgo

Multirriesgo agrícola

Multirriesgo climático

Provincias

Santa Fe, Buenos Aires, Córdoba, La Pampa, entre Ríos, Santiago del Estero y Chaco

Buenos Aires, Córdoba, Chaco, Entre Ríos, La Pampa, San Luis, Santa Fe, Santiago del Estero, Salta y Tucumán

Buenos Aires, Entre Ríos, La Pampa, Santa Fe y Córdoba

Riesgos Cubiertos

Todo riesgo

Riesgos climáticos, biológicos o incendios por cualquier causa salvo hechos dolosos o intencionales. Granizo, incendio, inundación, sequía , vientos, heladas, falta de piso, vendaval, lluvias en exceso, insectos, plagas y enfermedades

Granizo, heladas, vientos fuertes, lluvias en exceso, inundación imprevista, sequías.

Cultivos cubiertos

Trigo, maíz, sorgo, soja y algodón

Trigo, cebada, girasol, maíz, soja, sorgo y algodón.

Trigo, cebada, girasol, maíz, soja y maní.

Superficie mínima asegurable

Campos de 300 hectáreas con el mismo cultivo

No exige superficies mínimas pero sí primas mínimas que producen el mismo efecto que si existieran limitantes en la protección.

50 hectáreas

Momento de inicio de la cobertura

A las 48 hs. de ingresada la propuesta en la compañía

A las 12 hs. de la contratación siempre el cultive tenga una altura mínima de 10 cm.

Cultivo Logrado

Mecanismo de contratación

Red de Agentes

Mediante solicitud de aseguramiento. La compañía se reserva el derecho de inspeccionar esa petición.

A través de productores de Seguros

Rendimientos utilizados

Se pueden cubrir entre un 60 y un 90% de los rendimientos históricos del partido o departamento donde está el cultivo asegurado

Los que publica la SAGPyA.

Los rendimientos individuales de cada lote, sin tener en cuenta los especificados históricamente por partido.

Nivel de cobertura

90% del rinde histórico del partido o departamento donde se encuentra el cultivo

Determinado según un mapa de riesgo.

Depende de la zona, del cultivo y de la tarifa. Puede llegar hasta el 70% del rendimiento potencial.

Cómo se dispara la indemnización

Mediante la diferencia de quintales entre el rinde del campo asegurado y la garantía seleccionada o la diferencia entre el cuartel/distinto y la garantía seleccionada.

A partir de que el rendimiento de los lotes asegurados comienza a registrar una merma.

Puede ser mediante neto de gastos, de cosecha y comercialización



Cías aseguradoras

Provincia Seguros

La Buenos Aires

Federación Patronal

Nombre Comercial del producto

"Plan Fertil"

"Quintal"

"FePagro



Nombre Técnico

Multirriesgo climático

Multirriesgo climático

Multirriesgo climático

Provincias

Buenos Aires y algunas regiones de La Pampa, Córdoba y sur de Santa Fe hasta la altura de Rosario.

Buenos Aires, sudeste de Córdoba, sur de Entre Ríos, Chaco, sur de Santa Fe, nordeste de la pampa.

Buenos Aires, Santa Fe, Y Entre Ríos.

Riesgos Cubiertos

Sequías, inundaciones, lluvias en exceso, vuelco por vientos fuertes, granizo, heladas y altas tempe

raturas.

Inundaciones, lluvias, granizo, nevadas, incendio por rayo o por falta de piso.

Granizo, inundaciones, helada, sequía, vientos fuertes, exceso lluvias, altas temperaturas, incendio por causas naturales.

Cultivos cubiertos

Trigo, maíz, girasol y soja de primera.

trigo, girasol, soja de primera y de segunda, algodón, maní y poroto.

Trigo, maíz, girasol, soja y sorgo.

Cultivos cubiertos

Trigo, maíz, girasol y soja de primera.

trigo, girasol, soja de primera y de segunda, algodón, maní y poroto.

Trigo, maíz, girasol, soja y sorgo.

Superficie mínima asegurable

No requiere superficie mínima

La compañía la determina según cada provincia .

No exige superficie mínima

Momento de inicio de la cobertura

Desde que la planta tiene 10 cm.

cultivo logrado

cultivo logrado

Mecanismo de contratación

En cualquier sucursal de la firma o a través de sus vendedores

Por contratación directa con la compañía o mediante sus oficinas en el interior del país.

Mediante los agentes de seguros de la compañía

Rendimientos utilizados

Aproximadamente el 50% de las estadísticas zonales.

Los que publica la SAGPyA.

no tiene rendimientos preestablecidos para los cultivos o zonas. Otorga una garantía según la potencialidad del cultivo

Nivel de cobertura

100% del rendimiento pactado.

El 100% de la inversión

50% del potencial del cultivo determinado en al inspección previa.

Cómo se dispara la indemnización

Dentro de los 15 o 20 días posteriores al siniestro

Al mes de finalizada la cosecha del asegurado

Se realiza mediante un control al cultivo siniestrado, para determinar cual fue la merma de rendimiento



Cías aseguradoras

Lua Seguros La Porteña

Mutual Dan

La Dulce

Nombre Comercial del producto

Lua Granizo, Lua granizo con adicional incendio, Lua Integral y Lua Fedd Lot.

Granizo

"Seguro de granizo con adicional incendio"

Nombre Técnico

Granizo, granizo con adicional incendio, Integral agropecuario, Feed Lot.

Granizo

Granizo con adicional Granizo

Provincias

Pvia. Buenos Aires, Santa Fe, Entre Ríos, parte de Córdoba, y de La Pampa, Chaco, Santiago del Estero.

Buenos Aires.

Sudeste de la provincia de Bs.As.

Riesgos Cubiertos

Granizo, incendio, vientos, cobertura integral para los activos de una empresa agropecuaria.

Granizo

Granizo

Cultivos cubiertos

Protege a los cultivos de soja, maíz, sorgo, cereales, de invierno, lenteja, arveja, colza y algodón.

trigo, cebada, avena, centeno, lino, girasol, soja y maíz.

Cultivos de granos finos y gruesos.

Superficie mínima asegurable

No requiere superficie mínima asegurable

No requiere superficie mínima asegurable.

No requiere superficie mínima asegurable

Momento de inicio de la cobertura

A las 12 hs. del día siguiente de la fecha de expedición de la propuesta.

Personalmente por carta o fax de los asociados.

A las 12 hs. del día siguiente de la fecha fehaciente de expedición de la propuesta.

Mecanismo de contratación

Red de agentes.

La contratación se acepta todos los días 15/09. Automático a las 12 hs. del día inmediato siguiente a su contratación, en trigo a partir de planta encañada, en girasol cuando la planta tiene cuatro pares en hojas, en maíz a partir de la séptima hoja.

Red de agentes.

Rendimientos utilizados

Se cubre una suma por asegurar

Rendimiento o capital asegurado dentro de los límites establecidos por la entidad

Se cubre una suma por asegurar.

Nivel de cobertura

Posee una franquicia de 6% a superar.

En relación con el capital asegurado.

Posee una franquicia del 6% a superar.

Cómo se dispara la indemnización

Pago al contado o por medio de un pagaré con vencimiento máximo a los 60 días.

Cuando el daño supera la franquicia deducible.

Pago al contado o por medio de un pagaré con vencimiento máximo de 60 días.

Fuente: Agrobit.com